No esperes nada de PPK en el 2017.

No esperes nada de PPK en el 2017.

Este año fue difícil para muchísimas empresas.

- Es que las medidas de PPK se han demorado mucho, Robby.

alan-garcia-ppk-2
alan-garcia-ppk-2

Es cierto. Ya termina el 2016, han salido poquísimas medidas y -a decir verdad- ninguna que ayude a mi negocio.

En esas conversaciones andaba cuando la luz me golpeó como un mazazo en la cabeza: ¡Justamente ese el problema! ¡Hemos empezado a esperar “algo” del Gobierno!

¡Pero qué bobos!

De pronto -por alguna razón que habrá que estudiar- nos pusimos a esperar que el Presidente mueva su varita mágica para que nuestros negocios se disparen hacia arriba. ¡Que tontos!

¿DE CUANDO ACÁ ESPERAMOS ALGO DE NUESTROS POLÍTICOS?

Siempre he pensado que la recuperación económica del Perú se debió justamente a que los empresarios dejamos de esperar “algo” de los políticos.

Hace décadas que dejamos de esperar un Congreso que no diera vergüenza. Hace décadas que dejamos de esperar un Poder Judicial justo y eficiente. Hace décadas que dejamos de esperar medidas anti-corrupción efectivas, buena salud, buena educación, buena vivienda, buena seguridad…

Tarata
Tarata

Todo comenzó cuando terminó el gobierno de Alan Primero. ¡El país quedó en ruinas! Luego vino Fujimori que de una forma dolorosísima para todos, arregló y ordenó la economía.

Y entonces nos vimos todos ahí, parados entre los escombros de un país devastado. ¡Era imposible esperar nada del Gobierno! Y entonces hicimos lo único que se podíamos hacer: nos arremangamos y nos pusimos a trabajar.

Si queríamos salud, seguridad, educación, vivienda... teníamos que conseguirlas nosotros. Y si queríamos plata para todo eso… teníamos que generarla nosotros solitos. Así que todos nos pusimos a trabajar: sin esperar nada de nadie.

Y así fuimos avanzando, en base al enorme esfuerzo de los empresarios y a todos los trabajadores peruanos que nos pusimos a chambear como enanos, en la completa certeza de que no íbamos a recibir nunca ninguna ayuda del Estado ni de ningún Gobierno. No esperamos nada de Toledo. No esperamos nada de Alan II. No esperamos nada -nadita de nada- de Humala.

Mientras no se pusieran a jugar con la economía, los políticos tenían licencia para hacer lo que quisieran: circo, escándalo, pleitos, corrupción…

CUIDADITO CON CREÉRSELA…

Marca Perú en Times Square
Marca Perú en Times Square

Será que las campañas electorales nos hicieron pensar que el Perú podía ser un país distinto. Será que todo este tema de la OCDE nos ha hecho pensar que podemos ser pronto un país del primer mundo. Será que porque PPK es economista liberal, pensamos que podía apretar un mágico y secreto botón en el tablero económico y hacer que la economía se dispare en un par de meses.

No nos engañemos: Perú sigue siendo Perú.

La Educación mejoró un poquito, pero no mandarías a tus hijos a un Colegio Estatal, no?.

La Salud mejoró un poquito, pero vas a seguir pagando tu seguro de salud privado, no?.

La seguridad aumentó alguito, pero igual seguirás pagándole al guachimanes de la cuadra, no?.

Nada ha cambiado. Nuestros políticos siguen siendo exactamente eso: nuestros políticos.

PPK parece un buen tipo, pero no es ni mejor ni peor que Humala, García, Toledo o Fujimori. Es sólo el siguiente Presidente en la reconstrucción del país.

Dejemos de esperar “algo” de PPK. Si al final logra algunos cambios positivos, pues bien. Si no logra nada distinto, también. Mientras no se ponga a jugar con la economía… todo bien. Son los emprendedores, los trabajadores y las empresas las que han hecho avanzar el Perú. Y aún falta muchísimo por avanzar.

Tomémonos una breves vacaciones este verano, pero de regreso recuperemos la actitud que nos trajo hasta aquí y hagamos lo que ya sabemos que funciona: arremangarnos y trabajar.